Mientras enumera los días y las horas para volver a jugar, Matías De Marco cuenta cómo vivió su lesión que lo marginó de las canchas en el 2017. Desde pensar a no volver a pisar un campo de juego hasta conocer sus deseos para lo que viene, el delantero habló de todo con Grito de Gol.

El 2018 recibió a Matías De Marco junto a su familia y a sus seres queridos en su Beltrán natal, donde se tomó un tiempo para atender a nuestro sitio web y hablar de lo que fue su año donde tuvo muy poca actividad pero mira a estos nuevos 365 días con mucho optimismo.

De Marco solo jugó doce minutos de manera oficial en 2017, en el primer partido del Torneo Federal "C" de la temporada pasada donde tuvo una grave lesión en el juego ante Estudiantes de Huaico Hondo: Rotura de ligamentos y meniscos de su pierna derecha.



Tras casi un año sin jugar, el goleador dio sus sensaciones al respecto: "Todos estos meses de inactividad fueron muy largos y los más duros de mi vida. Realmente no poder tocar la pelota o no poder entrenar fue algo muy difícil para mi y de hecho, recién en las últimas ocho semanas del 2017 pude tener cierta actividad pero desde la lesión estar afuera de las canchas fue algo muy complicado para mi".



"A uno personalmente se le cruzó la cabeza dejar el fútbol por ciertos factores y por lo que significó la lesión. Pero la ayuda de mi familia y de la Comisión Directiva del club, quienes siempre estuvieron presentes y no me dejaron de lado, fueron columnas importantes en donde me pude apoyar. El hincha tampoco me dejó de lado y siempre me mostró su cariño en todo momento, como también mis amigos en Beltrán. Todos me dieron fuerza para seguir jugando, demostrando que en algún momento iba a estar bien y en ese sentido, esos tiempos oscuros ya pasaron y hoy la recuperación física y futbolística es mi mayor objetivo. La idea es tener paciencia, como lo hice en estos meses, para recuperarme y tener ritmo teniendo en cuenta que no hay que apurar los tiempos ya que falta poco para el inicio del Torneo Federal 'C'. Quiero estar al 100% y dar todo de mi ya que siento que estoy en deuda con el club tras no jugar las finales del año pasado, además de volver a jugar con mi hermano. Pero lo que más quiero es volver a hacer goles para que la gente pueda estar feliz. Uno trabaja para ellos, por que la gran satisfacción es ver al hincha contento cada vez que se va a su casa tras ver un partido", agregó De Marco.


Más adelante expresó: "Mi idea es ponerme 10 puntos. El cuerpo técnico sabrá cual será mi momento de entrar a la cancha pero quiero estar disponible y de la mejor forma. Pero uno se está preparando de una forma especial, sabiendo que puedo repetir la producción del 2016 o quizás, más y mejor. Siempre la idea es cuidarse, ganando ritmo y confianza para serle útil al equipo".

En su ausencia, Hugo De Marco (su hermano) respondió con creces y terminó siendo uno de los máximos artilleros del 2017. Sobre ese tema, Matías dijo: "Hugo siempre se puso el equipo al hombro, más allá que también tuvo su lesión que lo alejó de las canchas por dos meses. De hecho, todos nos preparamos de la mejor para el Federal 'C' 2017 y desde que entró, no salió más. Más allá de ser mi hermano, siempre da lo mejor en cada entrenamiento y en cada partido y es por eso que por suerte se le dio una racha goleadora importante".


"Él puso su granito de arena y más allá de la final perdida ante Central Argentino de La Banda, siempre buscó seguir creciendo al igual que el equipo y eso se notó en el Torneo Anual de la Liga Santiagueña. Ojalá que en este 2018 podamos jugar nuevamente finales y conseguir los objetivos que nos merecemos por tanto esfuerzo hecho en los últimos años", esbozó.

Matías también se expresó sobre el entrenador Jorge Woitquivich, quién según él, sacó lo mejor de su producción personal: "El 'Profe' se merece todo mi respeto y admiración. Él me marcó como jugador y me llevó cada vez que le tocaba dirigir a cualquier equipo. De hecho, me dolió su partida más allá que es entendible la decisión dirigencial ya que habíamos pensando un 2018 juntos con él y su hijo Jorge, quién también me ayudó con la rehabilitación. Ellos son dos excelentes personas y dos profesionales con mayúscula y es por eso que también les deseo lo mejor y reitero, estoy agradecido por todo".


Más allá de los recuerdos y los agradecimientos en sus momentos más duros, Matías De Marco también mira al futuro. Un futuro inmediato donde la cabeza está puesta en el Torneo Federal "C" organizado por el Consejo Federal de AFA. En ese sentido el ex-Independiente de Beltrán analizó la Zona 9 donde Independiente se medirá ante Belgrano de Nueva Esperanza,  Villa Paulina y Deportivo Coinor (ambos de la ciudad de Frías):

"A todos los equipos que nos tocó este torneo no los conozco mucho, pero seguramente habrá tiempo de analizarlos y conocerlos más. Aunque todos llegaron a este certamen por algo y todos son de cuidado en el camino por el ascenso. Desde nuestro lugar, todos tienen nuestro respeto y no los vamos a subestimar, sabiendo que nuestro primer objetivo es conseguir la mayor cantidad de puntos. Todo es paso a paso, domingo tras domingo en busca de tratar de jugar en otra categoría.

Por ultimo, De Marco se refirió al arribo de Pablo Martel como entrenador y cómo ve al equipo de cara a lo que se viene: "Es un DT que le gusta el fútbol vertical e ir para adelante. Se nota que hay una fortaleza y dinamismo en su idea de juego y desde el primer día que llegó nos dijo que a él le gusta la presión arriba y el juego rápido y asociado, aprovechando los momentos oportunos. Es una persona seria que le gusta trabajar así que no queda otra que seguir entrenando, sabiendo que todos tiramos para un mismo lado".

"Nosotros nos estamos preparando de la mejor manera, con la idea de llegar en óptimas condiciones al inicio del torneo. Independiente siempre se ha destacado por ser un equipo humilde y voluntarioso, asi que nos estamos preparado para todo", cerró.



















Share To:

Post A Comment:

0 comments so far,add yours